jueves, 2 de junio de 2011

Primeros auxilios a un perro atropellado

Lo primero es retirar al animal del lugar  e intentar tranquilizarle.
Si está inconsciente es aconsejable colocarle un bozal, ya que si se recupera repentinamente puede que el dolor le haga actuar violentamente. También es conveniente colocar su cuello de forma recta, abrir su boca y sacarle la lengua con cuidado, para que no se asfixie.
Puede presentar una respiración poco profunda, los ojos brillantes y las pupilas dilatadas. Si hace frío, hay que cubrirle para darle calor hasta llegar al centro veterinario.

Una vez realizados los primeros auxilios, el perro ha de ser transportado hasta el centro veterinario. Si el centro está cerca y el perro es grande, se puede transportar sobre los hombros, rodeando el cuello. Otra posibilidad es colocarlo sobre una manta y unir las cuatro esquinas formando una especie de camilla.
Si el animal accidentado es de raza pequeña, se aconseja colocar una mano debajo del tórax y la otra emplearla en sujetar la cabeza firmemente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Buscar en este blog

Entradas populares

Climatización, reformas y montaje de electrodomésticos en Sevilla

Climatización, reformas y montaje de electrodomésticos en Sevilla
Empresa de calidad en Sevilla. Apuesta por profesionales